¿Qué hago con tantas fotos digitales?

¡No volverás a perder una foto!

Definitivamente, la fotografía digital llegó para facilitarnos la vida: tener las fotografías al instante, editarlas en nuestro celular y publicarlas en redes sociales al momento en que suceden. Nos hacemos de tantas fotografías todos los días que a veces se nos olvida la esencia de las mismas, la razón por la que son importantes. Hemos olvidado que son escenas congeladas de momentos que no volverán a suceder y que merecen ser conservadas por muchos años.

Quizá en este momento ya estás recordando todas las fotografías que has perdido  a lo largo de tu vida en una computadora robada, una USB dañada o un celular que nunca respaldaste.
Sabemos lo horrible que es esa situación, es por eso que en este blog queremos darte algunas ideas de ¿qué hacer con tantas fotografías que día a día almacenamos en dispositivos digitales?. Sobretodo, si has invertido en contratar una sesión de fotos, aquí tienes una lista de cómo conservar y recordar tus fotos favoritas:

Guarda tus recuerdos como un pro

Nuestra primera opción y la más recomendada por nosotros, es que tengas una nube en la red y ahí almacenes todas tus fotos, porque como lo habíamos mencionado con anterioridad, tu teléfono, USB o disco duro pueden dañarse, de hecho, sólo es cuestión de tiempo para que deje de funcionar. Así que te recomendamos invertir en un espacio para almacenar toda la información que nunca quisieras perder. En lo particular me gusta mucho utilizar Google Fotos, puedes tenerlas bien ordenadas y organizadas por álbumes o carpetas, además, si quieres compartirlas fácilmente con otros usuarios de Google.
Aunque las nubes ofrecen mucha confianza en almacenamiento, la inversión (dependiendo la que elijan) no suele ser tan accesible, si lo vemos de otra manera ¿cuánto estarías dispuesto a pagar por rescatar las fotos de tu boda o las fotos de tu hijo recién nacido?.

Aprovecha las nubes gratuitas

Nuestra segunda opción también va enfocada a un almacenamiento digital, pero mucho más accesible: las redes sociales.
Todos tenemos o hemos tenido alguna red social con diferentes finalidades y seguramente son tu referencia cuando buscas una fotografía en específico.
Además de ofrecer la ventaja de compartir esos momentos con amigos y familiares y recordarlas cada año en el aniversario de la publicación, puedes tenerlas a la mano cuando las necesites.
En muchas ocasiones no queremos compartir públicamente todas las fotos, en esos casos, existe la opción de subir imágenes y carpetas de manera privada, de esta forma sigues teniendo todos los beneficios sin exhibir las fotos o momentos que son muy personales.

Saca tu lado creativo

Hoy en día, podemos encontrar muchísimas herramientas creativas para crear nuestros propios collages y diseños para nuestras fotografías digitales. En estos casos, la edición de vídeo no se queda atrás y resulta una muy buena opción para recopilar fotografías de un evento, un viaje, una sesión fotográfica, etc.
Además, es muy sencillo y práctico de compartir con familiares y amigos que viven lejos.

¡Vuelve a lo tradicional!

Esta es la opción más clásica y romántica, particularmente es mi favorita: ¡imprimirlas!. Poder tocarlas (y muchas veces querer hacerle zoom con los dedos) es una sensación que no tiene precio y su valor aumenta con el paso del tiempo. Aunque parece una solución muy sencilla, nos ofrece mucha practicidad y opciones alternativas, por ejemplo, puedes hacer un fotolibro, ampliaciones, enmarcarlas, hacer un collage, póster, etc. Se vuelven parte de la decoración de tu casa u oficina y le dan vida a cualquier ambiente.
Si tú como nosotras eres fanática de la fotografía, ¡consigue una cámara instantánea y haz fotos a lo clásico! Hoy en día podemos encontrar cámaras muy económicas con estas características, sin embargo, los cartuchos aún tienen costos altos. No te desanimes, déjalo para ocasiones especiales, te encantará.

Ve por lo más práctico

Si aún no te ha convencido la impresión de tus fotos, pero quieres verlas frecuentemente, tenemos una opción más tecnológica: marcos digitales.
Seguramente has escuchado sobre esta opción y en algún momento, estabas convencida de tener uno. Anteriormente, a la hora de buscarlos en las tiendas los encontrábamos con precios muy elevados. Con el paso del tiempo sus precios han bajado y siguen siendo una excelente opción. Puedes reproducirlos desde una memoria SD, USB o micro SD, elegir las fotos que desees y cambiarlas tan seguido como quieras. Si eres de las personas que se enfadan de ver los muebles y decoración siempre de la misma manera, esta es una excelente opción.

Para los amantes de las manualidades

Las próximas vacaciones o fin de semana largo es el pretexto perfecto para diseñar y armar tu álbum al estilo scrapbook, una técnica manual que consiste en mezclar diversos materiales, colores y texturas para decorar, en este caso, un álbum completo. Ofrece un estilo muy retro, es una opción genial si tienes mucha imaginación y te encanta tener tus fotos impresas. Puedes iniciar a partir de un álbum vacío o iniciarlo desde cero. Corre por tus colores y stickers, verás que se volverá una dinámica muy entretenida incluso para tus niños.
¿Y qué opinas de hacer uno para regalar? definitivamente sería un obsequio hecho a mano con mucho cariño.


Todas las fotografías cuentan diferentes historias, nos llevan a aquel momento y cada que las vemos lo volvemos a vivir... ¡por eso amamos la fotografía!

Pao Gómez

Asistente Administrativo Blus.io